• Logo Biblioteca de la Universidad de Sevilla
  • Páginas

  • Categorías

  • RSS GME RSS

    • Se ha producido un error; es probable que la fuente esté fuera de servicio. Vuelve a intentarlo más tarde.
  • Archivo de MATBUS

  • Comentarios recientes

    Mando a distancia te… en Nuevo curso, nuevo sitio del…
    AmongNosotros en Se inspira en el juego ‘Among…
    Jorge en Se inspira en el juego ‘Among…
  • Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

    Únete a 133 seguidores más

Se explica con matemáticas el extraño movimiento que ni siquiera Albert Einstein llegó a comprender

La importancia científica de Albert Einstein va mucho más allá de la Relatividad. En 1905 explicó el efecto fotoeléctrico (lo que le valió el Nobel y permitió arrancar a la teoría cuántica) y estableció la equivalencia entre masa y energía, expresada en su fórmula más famosa (E=mc^2). Además, elaboró una teoría matemática para describir el movimiento browniano.

La historia del movimiento browniano se remonta a 1827, cuando Robert Brown describió un movimiento aleatorio de gránulos de polen en el agua. En un principio pensó que era la vida la que les impulsaba, pero luego observó que hasta las partículas inertes se movían vivamente. Medio siglo después se comenzó a hablar de que en líquidos y gases había moléculas moviéndose constantemente y los físicos James Clerk Maxwell, Ludwig Boltzmann y Rudolf Clausius fueron desarrollando la teoría cinética de los gases. Ya en 1905, Einstein corroboró cuantitativamente la teoría del movimiento browniano con un modelo matemático.

Pero hubo algo que Einstein no pudo explicar matemáticamente: los movimientos que experimentan las partículas inertes en el entorno real.

Ahora, un grupo de investigadores ha presentado una nueva teoría capaz de explicar los movimientos de las partículas incluso en esos entornos. Creen que su modelo podría servir para explicar los movimientos de microorganismos en el agua o incluso predecir fenómenos en mercados financieros o en epidemias.

Los movimientos de las partículas inertes que están en un fluido donde hay nadadores sencillamente no se rigen por los movimientos brownianos, donde las partículas dan tumbos siguiendo trayectorias rectas muy cortas. Pero en este caso, las trayectorias son más largas.

Los investigadores han observado que los movimientos de las partículas en un fluido donde hay nadadores se ajustan a este patrón. Esto significa que existen unas interacciones físicas que lo hacen posible y que, quizás, los organismos nadadores puedan aprovecharse de esta propiedad para conseguir comida.

Esta investigación revela cómo lo aleatorio surge de un medio en desequilibrio, lo que es importante para comprender multitud de sistemas físicos, biológicos o incluso humanos, como lo son los mercados financieros-

Leer más:

http://www.abc.es/ciencia/abci-explican-matematicas-extrano-movimiento-siquiera-albert-einstein-llego-comprender-202003192039_noticia.html

A %d blogueros les gusta esto: